Sol y Playa

La costa murciana abarca 252 kilómetros y se reparte entre dos mares, el Mar Menor y el Mar Mediterráneo, donde el visitante puede disfrutar de 90 kilómetros de largas playas de fina arena y aguas transparentes en calas solitarias.
El litoral de la Región es conocido como la Costa Cálida debido a su suave climatología, ya que ofrece una temperatura media de 19,4º con unos 315 días de
sol anuales. Aquí, es posible disfrutar del sol y la playa en cualquier época del año.
La Costa Cálida concentra un número importante de centros para la práctica de todo tipo de actividad acuática y subacuática, lo que favorece la ocupación turística en temporada media y baja.
El buen clima de la Región de Murcia ha favorecido que los propios empresarios hagan más atractiva su oferta durante todo el año para propiciar la desestacionalización.
 
Al sureste de la Región de Murcia se sitúa el Mar Menor, una laguna salada de 170 km.2. Su escasa profundidad, sus suaves vientos, sus aguas templadas, riberas abrigadas y una extensa infraestructura de establecimientos hoteleros e instalaciones deportivas la convierten en el lugar perfecto para la práctica de
actividades náuticas en cualquier época del año.
Y a orillas del Mar Menor se encuentra La Manga, una estrecha franja de tierra que separa los dos mares, el Mediterráneo y el Mar Menor, y que es considerada como uno de los centros turísticos más importantes de la Región. Por sus características geofísicas y socioculturales, La Manga se ha convertido en lugar de referencia para el desarrollo de grandes eventos náuticos y deportivos.
De igual modo, tanto en los municipios del Mar Menor (San Pedro del Pinatar, San Javier, Los Alcázares y Cartagena), como en la localidad de Los Urrutias y en La Manga, existen más de 30 centros y escuelas para practicar y aprender deportes como buceo, piragüismo, kayak, vela, windsurf, kitesurf, catamarán, esquí acuático y snorkelling entre otros. Para promocionar y gestionar este destino, en 1995 se creó la Estación Náutica Mar Menor-Cabo de Palos, primera de su categoría en España, que sigue el concepto de las estaciones de esquí. Pone a disposición del viajero un conjunto de infraestructuras náuticas, deportivas, turísticas, formativas, hoteles, alojamientos y establecimientos de formación y ocio agrupados en un espacio común: toda la ribera del Mar Menor y La Manga.
Asimismo, en esta área cabe mencionar la visita al Parque Regional de Las Salinas y Arenales de San Pedro del Pinatar, un humedal con arenales situado
en la parte norte del Mar Menor declarado como zona de especial Protección para las Aves. Las inmediaciones del parque acogen también una explotación salinera y un puerto deportivo.
Otro de los puntos más destacados del litoral por su gran valor paisajístico es el Parque Natural de Calblanque, un espacio casi virgen e inalterado, alejado de las masificaciones, donde extensas playas de arena dorada conviven con sierras, acantilados y una serie de cuevas y calas se alternan con dunas fósiles.